GANG BANG

Otro SUPER MIERCOLES esta vez  con GANG BANG si nunca has participado aquí te dejo unos consejítos.

Si una mujer se va a acostar con cuatro tipos, al menos tres le tienen que gustar. No es una cuestión deportiva.

* En el sexo oral, jamás agarrar a la mujer de la nuca, del pelo, como les gusta hacer a los hombres, porque así le estás imponiendo que se quede con uno solo.

* No quedarse más tiempo que el que ella decida en cada lugar. Tampoco es como un partido de voleibol, que suena un silbato y todos rotan: las cosas tienen que fluir, hay que estar atento a lo que ella quiera y a las señales que ella da para cambiar de persona y de rol. No se trata de ir y darle y darle sin estar conectado con la situación.

* Evitar decir guarradas. Al oído de la mujer, sí; pero en voz alta, se desconcentran los otros, se pierde la magia.

* Hay que estar pendiente, darse cuenta de si la mujer está gozando, no concentrarse sólo en bombear. La regla fundamental es estimular los organos de la mujer, provocar que el ambiente se caliente. No hay por qué creer que ella, sólo porque está en esa situación, está fantástica. Necesita su lugar y su tiempo, como en cualquier relación.Hay una diferencia entre convertir el gang bang en una disciplina olímpica o vivirlo como un momento de placer.

El gang bang es la práctica total del sexo, completo. No es como esos récords que se anuncian en los que una mujer se tira con las piernas abiertas, al lado un tipo con un cronómetro y un escribano, y una cola de doscientos tipos que entran uno por uno, están treinta segundos y se van. Eso es sexo en línea. El gang bang es todo a la vez: el hombre trabaja y la mujer, también; trabaja mucho. ·

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *